Cómo ahorrar energía con los sistemas de aire acondicionado.

ahorrar aire acondicionado

Contar con un sistema de climatización o aire acondicionado es la forma más eficaz de combatir los calores veraniegos. Pero esta indudable ventaja conlleva también pagar facturas de electricidad más altas de lo habitual.

La pregunta es: ¿Hay algo que podamos hacer para limitar este coste?

Evidentemente que lo hay, simplemente hay que concienciarse de que hay que ser cuidadosos con el gasto. Por eso aquí van unos sencillos consejos que te ayudarán a lograrlo.

– Mantén el aire acondicionado en una temperatura razonable. Ponerlo a 18º consumirá mucho más que si lo pones a 24º, que es la temperatura más adecuada. Si aun así sigues teniendo calor, una buena solución es ayudarte de ventiladores para mover el aire y mejorar la sensación térmica. Siempre será más económico.

– Protege las estancias del sol para mantener la temperatura constante: con el sol cayendo con fuerza, es mucho más probable que la temperatura suba varios grados y necesites más tiempo con el aire acondicionado encendido. Si proteges las ventanas con cortinas y bajas las persianas en las horas centrales del día, la estancia se mantendrá más fresca, y requerirá menos gasto del sistema de climatización.

– No dejes de hacer el necesario mantenimiento de los sistemas de climatización al menos una vez al año: un sistema de climatización sucio no solo puede provocar problemas de funcionamiento, sino de rendimiento. Esto significa que será necesaria mucha más energía para poder lograr la temperatura deseada, ya que el sistema no es eficaz.

Además, el correcto mantenimiento garantiza una más larga vida al aparato, por lo que también ahorrarás al tardar más tiempo en renovar el equipo.